Publicidad

Es el conjunto de estrategias comerciales con las que una empresa sea cual sea sus dimensiones nos presenta sus productos a la sociedad.

La publicidad utiliza como principal herramienta los medios de comunicación estos son tan diversos y tienen tanta expansión e impacto en el público en general que son fundamentales para el comercio en general.

Si un producto no es publicitado, difícilmente las personas lo conocerán .

La publicidad es una estrategia de marketing para posicionar los productos en el mercado global, su participación en la expansión de las empresas es precisa y necesaria.

 

 

 

  1. Estudiar la competencia. A través de un análisis comparativo de los precios en el mercado.
  2. Utilice la estrategia competitiva de “ataque frontal” es decir capturar una importante cuota de mercado a costa de la reducción de precios a largo plazo .
  3. Si los recursos para la reducción de precios a largo plazo no están disponibles, utilice la estrategia de “ataque de la guerrilla”  esto es captar una pequeña parte en varios segmentos de mercado a través de acciones periódicas de incentivo.
  4. Planifique cuidadosamente al tiempo que estimula la acción. Si un competidor hace una promoción, debe esperar.Las promociones quitan algunos compradores que planeaban comprar el producto / servicio más tarde, por lo que poco después de terminarse la promoción, la demanda cae temporalmente, sobre todo de bienes duraderos.
  5. Si la oferta de su empresa es la misma que de la empresa competidora, la campaña publicitaria será adecuada sólo si es igual o superior a la publicidad de los competidores en cuanto a la frecuencia de exposiciones.
  6. Eliga el tipo de estimulación, dependiendo del objetivo. Atraer nuevos clientes o aumentar el número de compras repetitivas de productos / servicios se logra por diferentes medios.
  7. Si está promoviendo una reducción de los precios, ofrezca descuentos del 15 al 20%. Según los estudios, los descuentos de menos de 7% se encuentran por debajo del umbral de la percepción, por lo que no se observa el incremento del número de compradores.
  8. Descuentos más grandes sobre pocas cantidades de bienes, y no al contrario. Recuerde: cuando los descuentos son superiores al 30%, los consumidores se preguntan: “¿es un producto de calidad?” ó “¿cuál es su valor real si la empresa está haciendo este tipo de descuentos?”
  9. Los mayores descuentos se deben hacer en los productos más comercializables. Los descuentos sobre otros bienes deben ser proporcionales a  sus beneficios.
  10. En cuanto a los descuentos de bienes duraderos, asegúrese de especificar el descuento o el precio anterior como referencia. El consumidor no se enfrenta a menudo con esos bienes, y no puede saber cuánto valían antes.
  1. Sea específico. El hombre no percibe obviedades y generalidades. Nadie presta atención a frases como “precio más bajo”. Pero los hechos reales en el anuncio son creíbles. Cualquier argumento puede ser fortalecido con referencia a la cifras.
  1. Organice sus argumentos de una manera especial. Para destacar el bajo precio, hay que especificar el valor de la mercancía  NO por kilogramos, sino por 100 gramos o el costo de un servicio NO por el mes, sino por el día.
  1. Para los compradores ahorradores, un buen incentivo para comprar puede ser un regalo para cada comprador o un producto / servicio adicional por el mismo precio.
  1. Estudie las características psicológicas de los consumidores. A los consumidores propensos al riesgo, lo más probable que les despierte el interés un sorteo con una pequeña cantidad de premios caros. Pero debe inducir confianza, destinando una parte de presupuesto de publicidad en informar a los consumidores sobre los premios y ganadores.
  1. Utilice la estrategia de “atraer y cambiar”. Un precio bajo atrae al comprador a la tienda donde los vendedores cambian su atención a la otra posición.
  1. El mejor método para generar ventas son las muestras. Pero recuerde, las personas tienen dificultades para pagar por algo que una vez han recibido de manera gratuita. Debe crear una situación en la que la gente preguntara por ese producto y distribuir muestras sólo a aquellos quienes han recibido información completa sobre el producto e interesados ​​en el mismo.

 

La publicidad es una técnica de comunicación masiva, destinada a difundir o informar al público sobre un bien o servicio a través de los medios de comunicación con el objetivo de motivar al público hacia una acción.

A través de la investigación, análisis y estudio de numerosas disciplinas; tales como: la psicología, sociología, antropología, estadística, y la economía que son halladas en el estudio de mercado se podrá desarrollar un mensaje adecuado para el público.